CON FAMA de explotador

La Caja de Compensación Familiar de Antioquia COMFAMA es una poderosa empresa que, como la mayoría de las cajas de compensación del país, mueve miles de millones de pesos y por tanto gran poder político y burocrático. Se comporta como una empresa privada y al igual que estas ataca con violencia toda clase de organización de los trabajadores. Hace 10 años Comfama engañó a 1500 trabajadores. Los trasladó a Carulla y allí les cambiaron los contratos y las condiciones laborales y luego los despidieron. Hubo engaño, fraude procesal, ocultamiento, estafa, constreñimiento ilegal; Comfama se comportó como una empresa criminal. Guillermo León Arango, ex trabajador de Comfama, nos cuenta parte de esta historia.

{jcomments on}

 

“El 19 de mayo de 2001 se hizo una alianza estratégica entre Comfama y Carulla que consistió en fusionar las áreas de mercadeo social, o sea los supermercados, droguerías y centros de materiales. 1500 trabajadores y trabajadoras pasamos a Carulla, nos dijeron que iba a haber sustitución patronal, es decir que Carulla nos respetaría los derechos que teníamos en Comfama, pero todo fue un engaño, porque nos cambiaron los contratos  y nos quitaron las prestaciones. Nos hicieron firmar contratos a término fijo inferior a seis meses; además, a los tres meses de haberse realizado la fusión empezaron a despedir gente dizque por restructuración.

Fue cuando tomamos la decisión de organizarnos; entonces constituimos una asociación para ver cómo nos apoyábamos legalmente y enfrentábamos toda esta situación. La idea era que la CUT nos asesorara y pudiéramos denunciar incluso a nivel internacional todos estos hechos. Pero apenas dos días después de radicar los documentos pertinentes en el Ministerio de la Protección Social, se vino una masacre laboral: despidieron como a  90 personas, que en ese momento eran casi todos los que quedaban trabajando en Carulla; lo más seguro es que un funcionario del Ministerio informó a la empresa sobre la fundación de la asociación. Esto sucedió en 2003. 

En este periodo colocamos demandas laborales y llevamos a cabo acciones de movilización y denuncia, pero nos encontramos con las actitudes sucias e ilegales de Comfama, quien no sólo alteró y enmendó documentos probatorios de los convenios de sustitución patronal, sino que sonsacó a nuestra abogada para que no diera celeridad al proceso. Por cuenta de esta situación la demanda fue archivada por prescripción y nos perjudicó a 406 trabajadores que teníamos cifradas nuestras esperanzas en ese proceso jurídico. Como es obvio nos tocó sacar a la abogada.

Seguimos buscando a alguien que nos ayudara legalmente y encontramos un penalista, el doctor Daniel Jiménez Bejarano, porque hay que decir que nadie quería demandar y menos denunciar penalmente a Comfama. También hay que decir que el sindicato de Comfama nos apoyó mucho, pero lamentablemente por temor a las directivas de la empresa y desconocimiento de nuestros derechos dudamos en aceptar su apoyo; también la CGT propuso ayudarnos, pero de ellos no quisimos nada porque el propio secretario general de la CGT, Mario de J. Valderrama, era miembro del concejo directivo de Comfama y estuvo detenido en la fiscalía por lavado de activos. Él votó a favor de la fusión sin importarle los trabajadores. Otros miembros de CGT buscaron acercamientos pero siempre alrededor de una posible conciliación con la dirección de la empresa y esa gestión no sirvió de nada, más bien dilató nuestro accionar en espera de una posible negociación y pretendían como sindicato que nos sumáramos a ellos en detrimento de Asotracomfama, que es de la CUT. Percibimos nosotros que la ayuda de CGT caminaba en el sentido de un contrato sindical que le servía era a Comfama.

Desde el 2003 las puertas de Comfama han estado cerradas para todos los que demandamos nuestros derechos y aún para nuestros familiares. En dos o tres casos hemos percibido que a hijos de nuestros compañeros que buscan empleo en Comfama les han negado su vinculación por la misma causa. En mi caso particular he recibido amenazas y presiones, por teléfono y por correo, y hace poco en la calle un tipo me señaló y me hizo gestos amenazantes. También me he presentado a buscar empleo en otras empresas y extrañamente después de pasar todo el proceso me niegan la vinculación y yo supongo que todo se debe a las referencias que Comfama presenta. La situación es muy dura para mí ya que tengo hijos y hogar. Al sindicato por protestar ante estas y otras violaciones laborales Comfama los ha perseguido, le han prohibido el ingreso a las instalaciones de la empresa y los sancionaron, a toda la junta directiva, por adelantar un mitin de denuncia en contra de las arbitrariedades de la empresa, ellos tienen denunciada y tutelada a la empresa y lo harán también ante la OIT. De todo esto ningún medio ha informado una línea”.

El abogado Daniel Jiménez Bejarano nos cuenta que “después de observar 63 pruebas documentales, 520 folios de pruebas y escuchar los testimonios de más de 300 personas, adelantamos seguros un proceso ante la fiscalía seccional - unidad de patrimonio. Se configura un concurso de delitos por parte de Comfama o mejor de sus representantes, como el fraude procesal, constreñimiento ilegal, estafa, falsedad en documento privado y público, entre otros, un abanico de delitos que redundaron en la vulneración de los derechos laborales de personas que fueron víctimas de la connivencia entre Comfama y Carulla y en contra de muchas personas. Es que en este país no se tutelan los derechos laborales y menos los penales que se derivan de las relaciones laborales, en esto hay impunidad. Los grandes capitales pueden vulnerar los derechos individuales y colectivos porque se enmascaran detrás de la figura de la persona jurídica y vale decir que las personas jurídicas también delinquen y en el caso del derecho de asociación es común que lo hagan y también que nadie los condene.

La idea en este proceso que adelantamos contra Comfama es atacar los asuntos penales más graves. Como por ejemplo la estafa y el constreñimiento ilegal  porque a estas personas las hicieron firmar sus nuevos contratos y perversas condiciones laborales a través de la presión psicológica de supuestos facilitadores. Imagínense que iban a sus casas o los llamaban a ellas y hablaban con sus esposas o con sus familiares para decirles que aceptaran los nuevos contratos, porque si no las cosas serían peor, su futuro laboral se ensombrecería. Por otro lado se da una especie de terrorismo institucional contra el derecho de asociación; se atenta contra la dignidad humana, porque hay un chantaje moral valiéndose de la necesidad que las personas tienen de sobrevivir así sea por un salario mínimo.

Sin embargo nos estamos centrando en el fraude procesal tenemos petición de desarchivo de más de 15 procesos que se adelantaron ante juzgados laborales del circuito y que después de 10 años nadie supo por qué se fallaron de manera tan extraña; se adulteraron pruebas y expedientes, se diluyeron los testimonios por presión, estas son razones que constituyen el fraude procesal en materia laboral; consideramos que la administración de Comfama falsificó y ocultó el acta 761 que era el convenio en donde constaba las condiciones de la transición laboral Comfama - Carulla, esa acta jamás apareció; es decir, hubo ocultamiento; el preacuerdo que las personas firmaron, jamás apareció, ellos terminaron firmando un documento completamente distinto al preacuerdo que había puesto a circular Comfama o sea que hay una estafa porque mediante engaño y fuerza produjeron el error en un tercero, la señora María Inés Restrepo de Arango, directora regional de Comfama no se puede escudar detrás de la persona jurídica de la Caja de compensación familiar, ella como individuo debe responder como actora intelectual y determinadora de estas conductas ilícitas”.

Modificado por última vez el 16/06/2012

Share this article

Acerca del Autor

Olimpo Cárdenas Delgado

Nosotros

Periferia es un grupo de amigos y amigas comprometidos con la transformación de esta sociedad, a través de la comunicación popular y alternativa en todo el territorio colombiano.

 

Por ello comprendemos que la construcción de una sociedad mejor es un proceso que no se agota nunca, y sabemos qué tanto avanzamos en él en la medida en que las comunidades organizadas fluyan como protagonista. Es en este terreno donde cobra siempre importancia la comunicación popular.

Litografía Periferia

 

Ubicación

 

 

Medellín - Antioquia - Colombia

Calle 50 #46-36 of. 504

(4) 231 08 42

periferiaprensaalternativa@gmail.com

Apoye la Prensa Alternativa y Popular

o también puede acercarse a nuestra oficina principal en la ciudad de Medellín, Edificio Furatena (calle 50 #46 - 36, oficina 504) y por su aporte solidario reciba un ejemplar del periódico Periferia y un libro de Crónicas de la Periferia.