Combate de Chorros Blancos: una memoria presente

Desde el 2011 se realiza entre los municipios de Campamento y Yarumal, en Antioquia, la carrera atlética en honor al “Combate de Chorros Blancos”, cuyo objeto primordial es recordar la historia para dar sentido a nuestro existir como colombianos y para construir ciudadanía. Hasta ahora, cuando completa siete versiones, la carrera mantiene su carácter informal y permite disfrutar no solo el hecho cívico-histórico, sino también la naturaleza y la práctica deportiva al paso entre estos dos municipios, además del monumento conmemorativo, lugar donde justamente los participantes se dividen simbólicamente en dos grupos: los pertenecientes a la subregión norte de Antioquia, que representarán las tropas republicanas, y los provenientes de otros lugares de Colombia y el exterior, que representarán las tropas realistas. Este evento coincide con el día que se celebra el aniversario del combate ya citado.

Pero, ¿qué fue lo que pasó allí un 12 de febrero de 1820? Como consecuencia de los triunfos de las tropas republicanas sobre las realistas españolas, tanto el 25 de julio (Pantano de Vargas) como el 7 de agosto (Puente de Boyacá), ambas en 1819, y declararse verdaderamente la Independencia de la Nueva Granada (Colombia), la corona española no ahorró esfuerzo alguno para emprender la operación de reconquista de estos territorios ya perdidos, y en ese sentido “Chorros Blancos” fue la base angular para recuperarlos, pues era el sitio de enlace de movilidad general para ese momento entre las tierras de la Costa Caribe y las tierras del sur, con radio de acción amplificada hasta las tierras del Perú, para nada despreciables por sus riquezas y su búsqueda como forma de financiar la compaña de reconquista.

Para eso llegó la tropa realista al mando de Francisco Warleta días previos al combate, al punto llamado “Cañaveral”, hoy municipio de Campamento, haciendo alusión precisamente al campamento instalado allí por las tropas realistas. A su vez, las tropas republicanas al mando del Teniente Coronel José María Córdova pernoctaban en el sector de “Pajarito” en predios del hoy municipio de Angostura, donde incluso hubo un pre-combate con saldo de 25 bajas realistas, y dicho sea de paso es un lugar cercano al sitio donde se levantó, en la década de los setenta del siglo veinte, el monumento en honor al “Combate de Chorros Blancos”. Este mismo lugar es cercano a la cuenca alta del río Nechí y punto confluyente de tres cabeceras municipales: Angostura, Campamento y Yarumal.

En principio, tal cual lo indican los historiadores Pilar Moreno de Ángel, Orlando Montoya Moreno y Humberto Barrera Orrego, el “Combate de Chorros Blancos” no ocurrió en el sitio donde está apostado el monumento conmemorativo. Ocurrió en realidad kilómetros más arriba, en el Alto Boquerón en predios de Yarumal, junto al viejo camino real que sirvió como antiguo enlace entre esta población hacia Campamento e incluso hacia Anorí para el movimiento de personas, bestias y mulas con carga pesada, y el paso de víveres. Las tropas de Warleta y sus 80 efectivos emprendieron la retirada al verse rodeados por todos los flancos posibles por cuenta de las tropas republicanas y la superioridad avasallante de éstas, y con este triunfo republicano se dio la refrendación de lo ya logrado seis meses antes en las tierras de Boyacá. Las tierras del corredor estratégico antes descrito quedaron libres de las perversas manos del Virrey Sámano y se puso a salvo la ciudad de Cartagena y las sabanas de Corozal, amén de otras consecuencias altamente positivas.

Pero esto no es importante solo para recordar y nada más por medio de la competencia atlética y la conmemoración cívico-histórica. Esto tiene un fin libertario a tener en cuenta para el presente que estamos viviendo, y lo resume su promotor y mentor principal, Samuel Cesar Valero Muñoz, en un lema muy sencillo y simple para la ocasión: “Corra por un hecho histórico patrio resignificado hoy como acto fundacional de Colombia, y convertido en epicentro para la renovación política y democrática de un país en crisis por culpa de la corrupción. Corra por la regla del retorno a cero en política”.

El significado de esta frase es la relevancia del correr como diversión y libertad al relacionarse con la celebración cívico-histórica patria, para repensar el presente de nuestra nación de la misma manera que los criollos pudientes y los nativos más humildes, quienes ya cansados de la falta de libertades, el pago desproporcionados de impuestos y de una tiranía muy fuerte de la Corona Española en tiempos de la colonia, tuvieron la firme convicción de no necesitar a los colonialistas y decidieron gobernarse a sí mismos.

Hoy la resignificación, como lo plantea Valero Muñoz, es un acto fundacional de una nueva política y una nueva democracia, para que nuestro pueblo despierte de la actual tiranía que nos gobierna a través del capitalismo corporativo, acumulador y despilfarrador de nuestros recursos y bienes humanos y materiales. Y lo respalda el Alcalde de Campamento, Jorge Iván Durán Lopera, al resaltar este evento deportivo y la conmemoración como una exaltación de nuestra independencia, y en dirección a proteger el derecho a pensar diferente, a la libre circulación y a exigirle a los entes gubernamentales una inversión de los recursos públicos para el bien común y la vida digna.

Share this article

Leave a comment

Make sure you enter the (*) required information where indicated. HTML code is not allowed.

Nosotros

Periferia es un grupo de amigos y amigas comprometidos con la transformación de esta sociedad, a través de la comunicación popular y alternativa en todo el territorio colombiano.

 

Por ello comprendemos que la construcción de una sociedad mejor es un proceso que no se agota nunca, y sabemos qué tanto avanzamos en él en la medida en que las comunidades organizadas fluyan como protagonista. Es en este terreno donde cobra siempre importancia la comunicación popular.

últimas publicaciones

Contacto

Medellín - Antioquia - Colombia

 

Calle 50 #46-36 of. 504

 

(4) 231 08 42

 

periferiaprensaalternativa@gmail.com

 

Bono solidario

o también puede acercarse a nuestra oficina principal en la ciudad de Medellín, Edificio Furatena (calle 50 #46 - 36, oficina 504) y por su aporte solidario reciba un ejemplar del periódico Periferia y un libro de Crónicas de la Periferia.